El mito de Sísifo

El mito de Sísifo

El mito de Sísifo

“Lo absurdo, es la más desgarradora de las pasiones”. Esta es una de las citas más importantes de Albert Camús en “El mito de Sísifo” pero ¿Quién era Sísifo?¿Por qué Camús?

Sísifo, fue un personaje de la antigua Grecia. Podríamos decir, que Sísifo se la jugó a mitad de los helenos. Engañó muchas veces a los dioses y consiguió escapar incluso de Hades, dios del inframundo. Los dioses, vengativos y soberbios, decidieron ponerle un castigo ejemplar: Sísifo tendría que cargar una piedra enorme hasta la cumbre de una montaña y al llegar a la cima soltarla y volver a empezar. Así para toda la eternidad, imaginad el absurdo de la situación. 

Pero Sísifo, nuestro anti héroe griego, en vez de indignarse, resignarse o rendirse, -en contra de lo esperado por el consejo de dioses griego- decide disfrutar de su castigo. Acepta y reconoce esa verdad, Sísifo piensa: “Es cierto, es absurdo. Toda la eternidad subiendo y bajando esta piedra a la cima, para tirarla y volver a empezar. Pero está bien. Es lo que haré y lo haré a gusto”.

Sísifo descubre que aceptar y reconocer esa verdad le libera, puesto que es la única forma de disfrutar de su castigo. El sufrimiento es parte de la vida. Los seres humanos, somos capaces de entender que los demás sufren, somos capaces de empatizar, nos unimos y podemos darle la vuelta a lo absurdo.

Por el placer que supone la vida, somos creadores. Pintamos, podemos componer música, bailamos… Y la disfrutamos de una manera tal que, mirando de frente, en muchas ocasiones, el sinsentido que es vivir vamos al día siguiente y nos decimos: “No me importa, voy a por mañana”.

Ese sinsentido, – imaginad a Sísifo, empujando día tras día esa piedra, subiéndola hasta la cima y dejándola caer y vuelta a empezar- le hace capaz de reconocer lo absurdo y la inutilidad de su trabajo, tiene claro que toda la vida hará lo mismo. Pero lo acepta y se libera, ya no se preocupa, se ocupa. “Es entonces, cuando hay que imaginarse a Sísifo feliz” dice Camús.

Usted lector@, puede que en este punto se esté preguntando ¿Por qué Sísifo? Pues lo cierto es, que la historia de este hombre, es una bella metáfora para poder explicar algunas fases de una enfermedad, que aunque silenciosa, nos puede afectar a todo el mundo en algún momento de la vida. La depresión.

Podemos sentir, que como Sísifo, cargamos un peso enorme sobre nuestra espalda. Que nada tiene sentido y hasta las cosas más simples del día a día, se convierten en un reto muy complicado.

Sin embargo, no estás sol@. Puedes buscar soluciones. La hipnósis clínica es uno, entre otros tantos métodos y disciplinas, que consigue eliminar la cantidad de pensamientos negativos y catastróficos que se tienen cuando se está en ese estado. Recuperar la esperanza es uno de los momentos más satisfactorios por los que la persona transita, cuando consigue ver que se inicia una nueva etapa en su vida.

Si precisas de más información o si creyeras que te puedes encontrar en esa situación, no dudes en ponerte en contacto con nosotros y te ayudaremos a poner fin a esta situación.

No Comments

Post A Comment